Emotivo homenaje a los compañeros del Ala 14 caídos en acto de servicio

Volver a Noticias

Emotivo homenaje a los compañeros del Ala 14 caídos en acto de servicio

El pasado viernes día 10 de mayo, en la Plaza de Armas de la Base Aérea de Albacete, tuvo lugar un Acto de Exaltación de Virtudes Militares con Izado de Bandera Solemne. En esta jornada especial, el Ala 14 quiso rendir homenaje a los compañeros fallecidos en acto de servicio durante los 50 años de existencia de la unidad.

Al acto asistieron familiares de 9 de los 17 compañeros homenajeados: teniente coronel Carlos Vargas de la Rúa; capitán Borja Aybar García; capitán José María Sánchez Baeza; capitán Jerónimo José Carbonell Rodríguez; capitán Alejandro Calonge Esteban; capitán Fernando Pascual Negrete Usón; capitán José Luis Valdés Ayesta; subteniente Antonio Suárez Pardo; y soldado Ángel Martínez Simón.

Además de por el personal de la Base Aérea de Albacete y del Ala 14, encabezados por su coronel jefe, Ignacio Zulueta Martín, los familiares estuvieron arropados también por compañeros de otras unidades vecinas, así como por el subdelegado de Defensa en Albacete, coronel Miguel Ángel de la Torre Solís.

El homenaje dio inicio con la celebración de una misa en la Capilla de la base en memoria de todos los compañeros del Ala 14 fallecidos en el ejercicio de sus funciones, oficiada por el Páter de la unidad, Carlos Manjón Requena.

Terminado el oficio religioso, comenzó el acto militar con el izado de la enseña nacional. Seguidamente, el teniente coronel Víctor Garrido Espada leyó a modo de glosa el artículo 21 de las Reales Ordenanzas para las Fuerzas Armadas. Tras esto, el coronel Zulueta pronunció un emotivo discurso, recordando a todos los compañeros del Ala 14 caídos y agradeciendo la presencia de sus familiares, acompañándoles y consolándoles en el dolor y sufrimiento que supone perder a un ser querido.

Tras la interpretación del Himno del Ejército del Aire y del Espacio, se procedió a realizar el Homenaje a los que dieron su vida por España. Fue en este momento cuando se nombró a cada uno de los 17 compañeros del Ala 14 fallecidos, y se entonó, con mucha emoción, “La muerte no es el final”. Tras el Toque de Oración y la Salva de fusilería, los familiares acompañaron en la colocación de la Corona de Laurel en el Monumento a los Caídos.

Como broche final a este acto tan emotivo y especial, se llevó a cabo un desfile de la fuerza. Además del acto religioso y militar, los familiares asistentes pudieron visitar las calles de la base que, como homenaje póstumo, llevan el nombre de sus seres queridos.

Compartir esta entrada

Volver a Noticias